09 Dic

La Regla del F16

La regla 16 soleado o f/16, es una famosa combinación de valores diafragma-obturador, con la cual, se pueden lograr fotografías bien expuestas sin tener información de un exposímetro.

La regla básica consiste que en un día soleado y sin nubes, fijamos la apertura del diafragma en f/16 con una velocidad de obturación recíproca a su ISO.
ISO “X” implica que la velocidad de obturación sera 1/X.
Ejemplo:
ISO 100 con una velocidad de obturación de 1/125,la más cercana a 1/100.

Si la escena esta nublada la apertura sera f/11
Si esta muy nublada la apertura sera f/8
Si esta tapado la apertura sera f/5.6.

Criterios para determinar el tipo de nublado:
Se considera que esta soleado cuando se pueden ver las sombra claramente: f/16
Se considera un poco nublado cuando el borde de la sombra es suave: f/11
Se considera nublado cuando se ve a penas la sombra: f/8
Se considera tapado cuando hay ausencia de sombras: f/5.6

A tener en cuenta:
Aunque la regla 16 soleado es bastante útil, se debe tener en cuenta que una velocidad de 1/125 no es lo suficientemente alta para que un objeto en movimiento aparezca nítido, por lo tanto, es recomendable usar el diafragma en f/8 a Iso 200, con el cual, se podrán capturar fotografías de mayor nitidez.
Este valor de diafragma es recomendable sobre todo cuando se utilizan longitudes focales superiores a 100mm.

¿Funciona la regla del sol f/16 con los sujetos blancos?
La regla del sol f/16 funciona cuando se fotografían sujetos claros, pero puede que necesite hacer un ligero ajuste cuando se encuentre en la misma situación, su sujeto sea blanco y ocupe una gran área del encuadre. En este caso, utilizar f/16 como abertura base puede provocar que se quemen las áreas blancas y que se pierda detalle.
El truco consiste en utilizar una variante de la regla del sol f/16, conocida como la regla del sol f/22. Las dos reglas se basan en el mismo principio, excepto en que la abertura de base para la regla del sol f/22 debe ser f/22.